Pop-up Image

Newsletter Mensual

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

    Home  /  Colon   /  Helicobacter pylori

    Helicobacter pylori

    Helicobacter pylori es una bacteria gram negativa de tipo espiroqueta, es decir, con forma de sacacorchos, que vive en la pared del estómago y secreta una molécula (ureasa) que neutraliza el ácido del estómago.

    El producto resultante de la acción de esta molécula unido al ácido normal del estómago es tóxico para las células que lo recubren así como otras sustancias producidas por esta bacteria, por lo que las células se dañan, generándose así una ruptura de las uniones celulares e inflamación.

    ¿Por qué se produce la Helicobacter Pylori ?

    Esta inflamación se conoce como gastritis, y puede desarrollarse sin manifestaciones o bien originar la expresión clínica propia de gastritis aguda, que consiste en dolor epigástrico, náuseas, vómito y el conocido como “ardor de estómago” además de una fuerte sensación de dispepsia, es decir, sensación de saciedad prematura incluso habiendo comido poco.

    La gastritis generalmente  empieza afectando a la parte más cercana al esófago y se va extendiendo.

    Aunque se cree que habita el estómago de muchos individuos asintomáticos (algunas fuentes hablan ya de que incluso un 50% de las personas podríamos ser portadores), su patogenia puede desencadenarse si hay un entorno genético proclive y/o un individuo vulnerable (por ejemplo, con un sistema inmune debilitado)

    Es responsable del 98 % de las gastritis crónicas y en el 80 % de los pacientes con úlcera gástrica. Además, al producir un descenso del pH estomacal hace que no se pueda llevar a cabo una digestión adecuada (muchas de las moléculas encargadas de cortar y procesar los alimentos necesitan el pH ácido del estómago para activarse). De hecho, al no poder procesar correctamente los alimentos, pueden producirse simultáneamente sensibilidades alimentarias.

    Además puede tener complicaciones graves, como adenocarcinoma y linfoma gástrico. De hecho, se calcula que Helicobacter Pylori es el causante de la mayoría de carcinomas gástricos occidentales, de ahí la importancia de una buena erradicación.

    ¿Cuándo sospecharemos que un paciente tiene una infección por Helicobacter?

    Cuando el paciente muestre uno o varios de los síntomas mencionados anteriormente: sensación constante de indigestión, dolor en la mitad superior del abdomen, reflujo…

    Además, los pacientes pueden mostrar manifestaciones extradigestivas como anemia ferropénica refractaria, púrpura trombocitopénica idiopática, asma o enfermedad inflamatoria intestinal.

    El método más utilizado para diagnosticar la infección por esta bacteria es una prueba de aliento en la que se detecta urea marcada.

    ¿En qué consiste esta prueba?

    Como mencionábamos al inicio del artículo, Helicobacter pylori secreta ureasa, una “tijera” que degrada la urea en dióxido de carbono (CO2) y amoníaco (NH3). Si tomamos una solución con urea marcada, el CO2 marcado resultante se eliminará en la respiración y, mediante aparatos especialmente diseñados se puede detectar en el aire espirado y confirmar así la presencia de la bacteria.

    Es una prueba no invasiva y que presenta muy buena sensibilidad y especificidad. Además, es posible usarla pre y post tratamiento, para evaluar la eficacia de este.

    El tratamiento habitual es con antibióticos erradicadores, que, a pesar de en la tener consecuencias devastadoras en la microbiota intestinal, consiguen la eliminación de la bacteria en un 80% de los casos.


    Artículo validado por el Dr. Juan Carlos Meneu, Jefe de Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo en Hospital Ruber Juan Bravo (Quironsalud) y Director Médico en Oncocir.  Especialista en Cirugía General, Aparato Digestivo de Trasplante de Órganos (European Board Certified). Profesor Titular de Cirugía en la Universidad Europea de Madrid

    Bibliografía

    1. Fischbach W, Malfertheiner P: Helicobacter pylori infection—when to eradicate, how to diagnose and treat. Dtsch Arztebl Int 2018; 115: 429–36

    Te recomendamos:

    ¿Qué es la colonoscopia y para qué sirve?

     

    junio 14, 2021
    Motilidad gastrointestinal
    Recientemente también se han estudiando los cambios en la microbiota asociados a la enfermedad de Crohn, y aunque aún no se puede afirmar con certeza si son causa o consecuencia de la enfermedad, se ha visto un aumento del ratio de Streptococcus, Lactobacillus y Bifidobacterias...
    julio 13, 2021
    Endometriosis
    Helicobacter pylori es una bacteria gram negativa de tipo espiroqueta, es decir, con forma de sacacorchos, que vive en la pared del estómago y secreta una molécula (ureasa) que neutraliza el ácido del estómago.