Pop-up Image

Newsletter Mensual

Suscríbete para recibir nuestras últimas noticias

    Home  /  cirugía colorectal   /  Enfermedad diverticular
    diverticulos

    Enfermedad diverticular

    Para no empezar la casa por el tejado, antes de hablar de enfermedad diverticular es importante conocer el concepto divertículos: Los divertículos son pequeños sacos que se forman en el colon, y son la alteración anatómica más común de este. No se forman en cualquier parte, sino en puntos donde la musculatura de la pared del colon es más débil, y al estar sometida a espasmos constantes, termina por herniarse.

    ¿Qué es la enfermedad diverticular?

    Cuando hablamos de enfermedad diverticular nos referimos a dos patologías. La primera es la diverticulosis, que es la mera presencia de divertículos en el colon, y que en un porcentaje elevado no provoca síntomas a la persona. Se descubren por casualidad durante una exploración por cualquier otra causa, y simplemente “están ahí” sin causar ninguna alteración en la vida del paciente.

    Sin embargo, estos divertículos a priori asintomáticos pueden sufrir micro o macro roturas, con la inflamación subyacente que esto supone, lo que desencadenará los síntomas de la diverticulitis, segunda patología relacionada con los divertículos. Esta segunda cursa con dolor y distensión abdominal, alteración del hábito defecatorio y flatulencia. La diverticulitis puede complicarse con la formación de fístulas, obstrucción intestinal e incluso perforación. Como cualquier otra inflamación sistémica, la diverticulitis cursará con fiebre.

    La prevalencia de esta patología coincide con la de otras patologías asociadas a tracto gastrointestinal: es más común en EEUU que en Europa, y comienza a desarrollarse en Asia, mientras que es raro encontrarla en África. Esta distribución hace sospechar que pudiera estar relacionada con la denominada “dieta occidental”, comunmente baja en fibra.

    ¿Cómo podemos sospechar que un paciente padece diverticulitis? ¿Cuál es su tratamiento?

    Es una enfermedad de detección tardía, precisamente porque en la mayoría de los casos permanece asintomática hasta avanzada la edad adulta. El debut no se debe a una causa concreta, sino al prolongado tiempo durante el que la pared del colon, y sus divertículos, que aún no han dado la cara, están expuestos a una asociación entre factores genéticos (se cree que es necesaria una predisposición genética de base, y de hecho, hay una mayor prevalencia en pacientes con familiares de primer grado que la sufren), dieta, cambios en la estructura y motilidad del colon, y probablemente también a cambios en la microbiota.

    Generalmente los divertículos se detectan con pruebas de imagen, y el tratamiento en la fase de inflamación aguda consiste en antibióticos y antiinflamatorios, así como una dieta líquida durante el tiempo que dure la fase aguda para evitar mantener el funcionamiento intestinal y que se agraven los síntomas, seguida de una dieta baja en residuos hasta que cesen los mismos. Si hubiera complicaciones tipo fístulas u obstrucción, sería necesaria la intervención quirúrgica.

    La enfermedad diverticular se asocia a alta presión y espasmos en el colon, que con frecuencia van asociados a dieta baja en fibra, así que resulta intuitivo que aumentando la presencia de este nutriente y de agua en la dieta para aliviar la presión osmótica mejorarían tanto el pronóstico como los síntomas en los pacientes, y así se ha demostrado en diferentes estudios.

    Además, se recomienda a las personas diagnosticadas con diverticulosis disminuir en la medida de lo posible la presencia de semillas, frutas con pequeño hueso y similares, pues podrían alojarse en uno o varios diverticulos y desencadenar una reacción inflamatoria.

    El tratamiento ideal de esta patología será interdisciplinar, de la mano tanto de un profesional de la gastroenterología como de un dietista para pautar las dietas ricas en fibra necesarias, o bajas en residuo en periodos de inflamación aguda, para evitar llegar a estadios con complicaciones graves que requieran intervención quirúrgica.


    Artículo validado por el Dr. Juan Carlos Meneu, Jefe de Servicio de Cirugía General y del Aparato Digestivo en Hospital Ruber Juan Bravo (Quironsalud) y Director Médico en Oncocir.  Especialista en Cirugía General, Aparato Digestivo de Trasplante de Órganos (European Board Certified). Profesor Titular de Cirugía en la Universidad Europea de Madrid

    Bibliografía

    1. Naren S. Nallapeta; Umer Farooq; Krunal Patel. Diverticulosis. StatPearls Publishing; Treasure Island (FL): Jan 2021. 9 Mar 2021.
    2. Antonio Tursi, Walter Elisei. Diet in colonic diverticulosis: is it useful? Pol Arch Intern Med. 2020; 130 (3): 232-239. : February 20, 2020.

    Te recomendamos:

    ¿Qué es la colonoscopia y para qué sirve?

     

    mayo 18, 2021
    ¿Qué es la enfermedad de Crohn?
    Recientemente también se han estudiando los cambios en la microbiota asociados a la enfermedad de Crohn, y aunque aún no se puede afirmar con certeza si son causa o consecuencia de la enfermedad, se ha visto un aumento del ratio de Streptococcus, Lactobacillus y Bifidobacterias...
    junio 9, 2021
    Síndrome de intestino irritable
    Recientemente también se han estudiando los cambios en la microbiota asociados a la enfermedad de Crohn, y aunque aún no se puede afirmar con certeza si son causa o consecuencia de la enfermedad, se ha visto un aumento del ratio de Streptococcus, Lactobacillus y Bifidobacterias...