info@oncocir.com

☎ +34 605 71 65 73

☎+34 659 45 67 13

  • No products in the cart.
Cirugía robótica

El sistema quirúrgico Da Vinci

El sistema quirúrgico Da Vinci es un innovador robot que permite llevar a cabo cirugías mínimamente invasivas. Con la ayuda de esta herramienta, las intervenciones son más precisas, se reduce el sangrado, disminuye el riesgo de infección después de la cirugía y se acorta el periodo de estancia hospitalaria postoperatoria.

En España, es una tecnología puntera que solo está disponible en algunos hospitales, con 55 robots en todo el país, según los datos de la empresa Abex Excelencia Robótica, encargada de implementar estos sistemas en la península ibérica.

“El sistema para realizar cirugía teleasistida, denominado Da Vinci, conocido como cirugía robótica o simplemente Da Vinci, es un avance sustancial en la mínima invasión”, explica el doctor Juan Carlos Meneu, Jefe de Servicio Cirugía General y del Aparato Digestivo del Hospital Universitario Ruber Juan Bravo y socio fundador de Oncocir.

Oncocir es un servicio médico del Hospital Universitario Ruber Juan Bravo en el que se están realizando diversas cirugías con el sistema Da Vinci.

“Nos apoyamos en él porque proporciona precisión, visualización óptima de estructuras anatómicas, imagen tridimensional y movimientos de muñeca de 360º, algo que la laparoscopia o la cirugía abierta, no pueden proporcionar. En suma, proporciona seguridad y alta capacidad para resolver incidencias intraoperatorias”.

Nacido en el seno de Silicon Valley, a partir de patentes militares, el robot da Vinci se lanzó al mercado en 1999. Desde entonces, ha revolucionado la cirugía robótica primero de Estados Unidos y luego del resto del mundo. Solo en 2017, 700 000 cirugías fueron realizadas en el país anglosajón con este sistema. Se trata de un exitoso recurso que ofrece seguridad para el paciente y que optimiza el desempeño del equipo médico.

“El sistema es dependiente del cirujano, no actúa autónomamente. Replica los movimientos y los gestos del cirujano, y además cuenta con el apoyo de la enfermera, otro cirujano en ‘modo laparoscopia’ y por supuesto, con los anestesistas. Es una relación maestro-esclavo, siendo el cirujano quien determina cada movimiento sutil que realiza el sistema. Opera el cirujano, con un instrumento nuevo, el Da Vinci”, comenta el doctor Meneu.

No obstante, como todos los elementos que forman parte de un proceso quirúrgico puede suponer algunos riesgos.

“En la cirugía, como en los actos de la vida diaria, el riesgo 0 no existe. Todo acto quirúrgico encaminado a curar a un paciente conlleva riesgo. Lo relevante es el balance respecto al beneficio. Y en este caso, se inclina sin duda del lado del paciente. Hablamos de riesgos típicos, los derivados de una intervención de cualquier modalidad, y los derivados de las vías de abordaje que utilizamos. Nada distinto de la laparoscopia. Pero siempre analizamos los riesgos personales. Digamos, un traje a medida”, señala el doctor Meneu.

Cómo funciona

El robot Da Vinci permite que el cirujano opere cómodamente sentado frente a una consola, la cual sirve para manipular los mandos del robot.

Además, la consola aporta información adicional: permite visualizar simultáneamente las pruebas de imagen previas a la cirugía, utilizar un sistema de fluorescencia para localizar los vasos sanguíneos ya así reducir el sangrado o localizar de biopsias positivas para saber dónde realizar la intervención.

También ofrece la posibilidad de conectar el ordenador del robot a una pantalla grande, para que el resto del equipo médico pueda ver lo mismo que el cirujano está viendo.

El sistema ofrece una visión estereoscópica de alta definición, lo que permite que el cirujano visualizar el interior del paciente en tres dimensiones.

Al paciente se le realizan unos pequeños orificios de alrededor de 8mm en la piel para poder introducir los instrumentos quirúrgicos, que son manipulado desde la consola.

Usos

En España, hasta ahora, se ha utilizado en el 66% de las cirugías para intervenciones colorrectales, el 25% para esófago-gástricas y bariátricas, el 4% para cirugía hepato-bílica-pancreática, y el resto para otras cirugías.

En definitiva, el robot Da Vinci es una herramienta innovadora, de reciente implantación en España, que aumenta la precisión y seguridad en una cirugía.

Te recomendamos:

Telemedicina: ¿es el futuro?

Hipoglucemias: qué son y cómo evitarlas

 

 

marzo 13, 2019
Hipoglucemias: qué son y cómo evitarlas 
abril 4, 2019
¿Aumenta el tabaquismo los riesgos de la cirugía?

Centro de preferencias de privacidad

Privacidad y Política de Cookies

Oncocir Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar tu experiencia de navegación y realizar tareas de análisis. Al continuar navegando entendemos que aceptas nuestra Política de Cookies.
We use our own and third-party cookies to improve your browsing experience and perform analysis tasks. By continuing browsing, we understand that you accept our Cookies Policy.

gdpr [consent_types], gdpr [allowed_cookies], _ga, _gid, _gat_gtag_UA_118815779_1, _gat_gtag_UA_118815779_1
_ga, _gid, _gat_gtag_UA_118815779_1

¿Quieres cerrar tu cuenta?

Se cerrará tu cuenta y todos los datos se borrarán de manera permanente y no se podrán recuperar ¿Estás seguro?